Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 19 de julio de 2009

Como hacer el amor a un hombre

El placer sexual masculino es más simple y mucho menos romántico que el de las mujeres. Un hombre puede sentirse estimulado sexualmente desde cualquier punto de su piel pero, como todo el mundo sabe, su zona más sensible son sus genitales.
Para agradar a un hombre no necesitas especiales conocimientos o exóticas propuestas. Si quieres conseguir que él viva una experiencia inolvidable, hay algunas cosas que necesitas tener preparadas de antemano: Cocina algo especial, ligero y que pueda tomarse tibio o frío. Coloca cerca dos copas con su bebida favorita y la tuya. Vístete con la ropa que sabes que le gusta. Podéis bañaros o tomar una ducha juntos.

Sus zonas erógenas.
La mayoría de las parejas a lo largo de su vida sexual han aprendido cuales son los puntos sensibles del otro, no voy a descubrir nada, pero la mayoría de los hombres aunque son sensibles a las caricias en oreja, cuello, pecho y tetillas, lo que de verdad aprecian son las caricias en su pene.

Habla
El sexo es más excitante si se acompaña de palabras. Cuando acaricies su pene háblale, cuéntale lo hermoso que te parece, en el fondo casi todos los hombres guardan en su corazón un resto de complejo de pene pequeño y les hace sentirse muy bien cuando una mujer les dice lo grande, poderoso y bello que es su pene.

Acaríciale y no permitas que te toque hasta que notes que esta realmente excitado. Recuerda que su zona más sensible son sus genitales.

No manipules su pene o su escroto bruscamente hazlo con suavidad y lentitud, no tomes como ejemplo lo que has visto en películas X no son mas que películas, la realidad es muy otra.

Pero si tu caricia ha de ser suave, la forma de asirlo ha de ser firme, apriétalo con fuerza y muévelo con delicadeza. El escroto también es una zona muy sensible que suele quedar relegada al olvido.

Puedes acariciar su piel e incluso morderla o pellizcarla, también puedes tomar uno de sus testículos con tu mano y oprimirlo suavemente, al mismo tiempo, quizás, que haces otras cosas con la otra mano o con la boca. La mayoría de los hombres sienten con mayor intensidad el orgasmo si se aprieta un testículo contra el otro en el momento oportuno.Hay pocas cosas que exciten tanto a un hombre como una mujer creativa en la cama. Invéntate cosas, por ejemplo, si tienes el pelo largo azótale la espalda con él. Dale besitos en el glande con las pestañas. Pásale un trocito de hielo por el pecho hasta el pubis. Acaríciale con fuerza los dedos de los pies. Masajéale los gluteos.

Cuando le veas muy excitado para y espera a que le baje un poco la excitación para continuar.

Busca nuevas posturas. Algunos estudios nos dicen que a los hombres les gusta cambiar más de postura que a las mujeres. Llévale hasta el orgasmo de la manera que tú prefieras. Si has decidido que sea a través de la penetración, la postura tú-encima es la mas adecuada para que controles los movimientos y para que veas, por su cara y gestos en que momento se encuentra. Acelera o frena según te convenga.

Cuando se encuentre satisfecho, no le toques, la mayoría de los hombres después del orgasmo tienen la piel muy sensible y las caricias no les gustan, prefieren los abrazos enérgicos. Ahora es el momento de sacar lo que hayas preparado, comida o bebida, sírveselo como si fuera tu señor y ponle la cara adecuada para que comprenda que ahora te toca a ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario